Estrabismo

Estrabismo es la palabra que denota la desviación de los ojos. Hay muchos tipos de estrabismo. Si los ojos están desviados hacia adentro se le denomina Endotropia y si están desviados hacia afuera Exotropia. En algunos casos el ojo puede desviarse más hacia arriba que el otro, a ese ojo se le diagnostica hipertropia y al que apunta más hacia abajo hipotropia.
Esta condición puede ser intermitente, constante o puede alternar entre los dos ojos. Los casos de estrabismo pueden variar de leves a graves, según el grado de desviación entre los ojos.
Puede afectar a los adultos y a los niños en formas diferentes. Los síntomas en los niños suelen ser leves. Los padres pueden ver a sus hijos inclinando la cabeza hacia un lado para compensar la desviación de los ojos o bien cerrar o cubrir el ojo desviado. En los adultos los síntomas pueden ser mas graves. Por lo general se pierde la visión binocular, lo que puede producir visión doble y perdida de esteriopsis o percepción de la profundidad, esto puede causar cefaleas o dolores de cabeza y fatiga o cansancio ocular.
En el tratamiento se pueden recetar desde unos anteojos para corregir errores refractivos subyacentes. En los niños cuando hay necesidad, se puede ocluir un ojo o ambos de una manera intercalada durante el día con parches, sobre todo cuando hay concomitantemente ambliopía u ojo perezoso en uno o en ambos ojos. El tratamiento también puede requerir ejercicios oculares de ortoptica, el uso de anteojos prismáticos, inyecciones de botox para los músculos oculares afectados o cirugía refractiva con cirugía de dichos músculos.
Las inyecciones de Botox y la cirugía de los músculos oculares, tienen por objeto alinear los ojos, para volver imperceptible cualquier desvió. Estos procedimientos mejoraran la función visual y el aspecto cosmético de los ojos.

Regresar a procedimientos